5 novelas para leer estas vacaciones

Toca hacer acopio de novelas de amor o con amor para leer en vacaciones, esa época de ritmos un poco más relajados, más ligeros, más suaves. Con la cercanía de la feria del libro recién terminada, supongo que muchas ya tendréis vuestras listas hechas.

Si no, aquí comparto algunas de mis lecturas recomendadas (este año me ha costado más; confieso que llevo una temporada poco romántica en mis lecturas):


Mientes tan bien, Audrey Ferrer

La he recomendado ya a varias amigas porque me gustó muchísimo y no había leído nada antes de esta autora. A mí cuando una novela está bien escrita y su narración se sale de alguna forma de los “lugares comunes” ya me ha ganado, y esta lo hizo casi desde el principio (en el prólogo dudé un poquito, nada). Trata de un pequeño grupo de personas en uno de esos pueblos que ahora llamamos de la España vacía o deshabitada. Allí llega en una especie de vacaciones forzosas, Matías, un actor de teatro de éxito atacado de pánico escénico por la responsabilidad o por el miedo al fracaso. Pero la gente de ese pueblo es un poco rara, empezando por Tessa, una joven a la que no le gusta ver aparecer por el pueblo desconocidos que pudieran descubrir lo que ella se empeña tanto en proteger: su intimidad y a su familia. Me pareció una historia romántica muy bonita, con el amor por el mejor teatro español presente tanto en los personajes (el personaje de Matías es magnífico, al igual que el de Ben, un chico con una discapacidad; y el de Tessa o el del pequeño Luis, sin desmerecer del resto), como en la trama y en citas muy bien traídas a cada situación. Además, de fondo trata un tema muy de actualidad del que no voy a desvelar nada porque haría un spoiler imperdonable. En Amazon y en Kindle Unlimited.

Las lágrimas de Deirdre, Marisa Grey
Las lágrimas de Deirdre, Marisa Grey

La primera novela que leí de Marisa Grey fue Bajo el sol de medianoche, que me encantó: amor, aventura, ambientación histórica interesante, los paisajes de Alaska. Me imagino que a Marisa le deben gustar las historias con ese punto de épica, porque Las lágrimas de Dreirdre tiene también mucho de eso. Está ambientada en una isla del norte de Europa, en un tiempo que parece la baja Edad Media de vasallos, señores, caballeros y guerreros mercenarios. Uno de los guerreros más temidos, Dumbar Rhos, llega a las tierras de Murhag donde una serie de señores o daljams conviven en un precario equilibrio de lealtades e intereses. El mercenario y sus hombres hacen un alto en los alrededores del pueblo liderado por el viejo daljam Goram. Goram tiene una hija, Deirdre, viuda y con dos niños, que no puede sucederle en el puesto por su condición de mujer, y un sobrino, Ianag, que pretende ocupar su sitio más pronto que tarde. La llegada de Rhos altera la paz en el seno de esa familia, en el poblado y entre los pueblos cercanos, que se sienten amenazados por su presencia allí.
En Amazon y en Kindle Unlimited.

Todos los veranos del mundo, Mónica Gutierrez
Todos los veranos del mundo, Mónica Gutierrez

Las novelas de Mónica tiene su propio género: el feel good o historias sencillas y bonitas que nos hacen sentir bien. En Todos los veranos del mundo hay un cierto tono nostálgico por aquellos veranos de nuestra niñez o adolescencia en que fuimos tan felices y libres. Y si además, tuviste un amigo de aventuras que desapareció al final de un verano y ya no volviste a coincidir con él más, mejor me lo pones. Algo así es lo que le pasa a Helena cuando regresa a la masía familiar de su pueblo porque quiere celebrar allí su boda con el que ha sido su novio desde hace años, un juez que ni siente ni padece. En el pueblo, además de reencontrarse con su madre, sus hermanos y sus recuerdos de adolescencia, comienza a despojarse de todas esas capas que ha ido poniéndose encima en los últimos años hasta volver a ser ella misma. Y es entonces cuando se tropieza con Marc, aquel niño aventurero que también ha regresado al pueblo, y que ahora le dice cosas como que «sabía que de mayor serías justo así, absolutamente perfecta». Los diálogos, el ambiente que rodea a la historia, la relación familiar… me ha parecido deliciosa.
En Amazon y en librerías.

La cocinera de Castamer
La cocinera de Castamar, Fernando J. Múñez

Lo recomendó una lectora y como es novela de ambientación histórica en España (siglo XVIII), me decidí a leerlo. Luego, me llevé la sorpresa de que la historia está ubicada en la zona donde vivo, entre Móstoles, Villaviciosa de Odón y Boadilla de Monte, aunque no he visto tantas referencias reconocibles (creo yo), pero sí hay bastantes detalles de la historia de España en esa época de la guerra de Sucesión. Clara, una joven educada y apasionada de la cocina que sufre de agorafobia, cae en desgracia debido a la muerte de su padre en batalla. Sin ningún lugar adonde ir, consigue colocarse de cocinera en la residencia del duque de Castamar, grande de España. El duque, viudo desde hace casi diez años, vive allí ajeno a casi todo, recluido entre los recuerdos de su mujer, Alba. La llegada de la madre del duque y una pequeña comitiva de nobles, unida a los cambios culinarios que introduce Clara en los menús del palacio de Castamar, desencadenan una serie de acontecimientos inesperados que trastocarán la vida de los personajes de la novela. Amor, secretos, intrigas y traiciones (tan propias de la época), y una exhibición de conocimientos culinarios que imagino extraídos de una buena documentación.
En librerías.

Juliet, desnuda, Nick Thornby
Juliet, desnuda, Nick Hornby

La novela arranca con una escena un tanto estrambótica y ridícula: Duncan, cuarentón obsesionado con una fulgurante estrella del rock de los cincuenta, viaja con su pareja, Annie, a Estados Unidos con el único propósito de visitar los lugares en los que el famoso cantante orinó o residió. De vuelta a su casa, situada en un pueblo costero de Inglaterra, Annie se pregunta qué hace con ese hombre con el que mantiene una relación átona y gris desde hace quince años, sin mucho en común. Harta de su obsesión musical, escribe una carta a ese cantante que cayó hace mucho tiempo en el olvido, y para su sorpresa, éste le responde. Es un buen tipo instalado en la cincuentena, aunque con cierta aversión al compromiso en sus relaciones. A partir de ahí, comienzan a intercambiar mensajes que llevan a Annie salir de su apatía y reorientar su vida antes de que sea demasiado tarde. (Creo que hace poco han estrenado la película en los cines, protagonizada por Rose Byrne y Ethan Hawke, aunque parece haber pasado sin pena ni gloria por las salas).
En librerías.

En mi lista de pendientes para este verano ya tengo alguna decidida, pero acepto más sugerencias.  ¿Qué novela me recomendaríais para este verano y por qué?

¡Apúntate a mi newsletter!

 

Te contaré una vez al mes historias de amor a los libros,
a la cultura, a la vida. 

¡No te pierdas nada! 

¡Te has suscrito bien! Confirma tu suscripción en el correo que te acaba de llegar. 

Comenta, comenta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.